Mi Diario de Escritor: Semana 18 de "Los Buitres"

Amigos, si les he de decir la verdad, esta semana transcurrió sin algún acontecimiento notable. Todo fue muy tranquilo: la escritura salió naturalmente y escribí tres nuevos capítulos; dos y medio, a decir verdad, pues hoy terminaré de escribir el tercero. En temas de Wattpad, acordé con algunas personas hacer read for reads, pero eso será hasta la siguiente semana. Continúo en búsqueda de un nuevo club de lectura, pues como les comenté en entradas pasadas, el anterior club al que me uní fue un rotundo fracaso y nada bueno salió de él. Estoy intentando convencerme que esa situación fue única y que no todos los clubs de Wattpad serán así, pero a decir verdad, hasta ahorita no he visto alguno que me parezca muy distinto.

Quiero dedicar esta entrada a un tema con el que me topé apenas el día de ayer, al estar escribiendo el tercer capítulo incompleto que les acabo de mencionar: hay una escena en particular que me está resultando un poco complicada de escribir. Se trata de una escena sexual. Hasta este momento, solo he escrito una escena de este tipo y fue en mi primera novela, “El Amanecer del Príncipe”, pero eran circunstancias muy distintas. Verán, en aquella ocasión, los dos personajes en cuestión se encontraban muy enamorados el uno del otro y su relación era una que llevaba desarrollándose durante toda la novela. En pocas palabras, el momento en el que por fin consuman su relación estaba más que ganado. Se trataba de una ocasión especial y así mismo la traté; por lo mismo, no sentí la necesidad de ser muy descriptivo y más bien dejé que la imaginación del lector hiciera el resto.

En el caso de “Los Buitres”, la escena no será entre dos personas enamoradas; a decir verdad, ni siquiera será entre dos personas. La dinámica será distinta. Al ser una novela de horror psicológico, la escena es necesaria no solo para continuar mostrando el gradual declive mental de mi protagonista, sino también para demostrar cómo sus demonios lentamente toman control de cada aspecto de su vida, incluyendo aquellos más privados. Es un momento muy íntimo para el personaje, arruinado por sus propias batallas.

El tema por el cual estoy batallando es que no quiero que parezca una escena incluida únicamente para causar morbo. ¿No les ha pasado que están viendo una serie y de pronto sale una escena sexual de la nada, o tal vez una o incluso dos mujeres desnudas y te preguntas cuál es la razón? “Game of Thrones” tenía muchas de esas escenas y, recientemente, también “The Witcher”, en las que te preguntas: ¿realmente es necesario que “tal” personaje esté desnudo? Bueno, es justo este tipo de preguntas las que no quiero que mis lectores se hagan cuando lean esta particular escena. Quiero que parezca una escena necesaria para la trama y debo confesarles, no sé si lo estoy logrando.

Mi dilema me recordó una anécdota que un compañero me contó una vez: este chico estaba escribiendo una historia corta, misma que debía leer en voz alta para su clase de escritura creativa. No recuerdo muy bien de qué trataba la historia, pero había una escena en particular en la que su personaje principal se detenía a admirar a una mujer y se enfocaba particularmente en su trasero. Y era justo esa palabra con la que mi amigo tenía problemas: verán, “trasero” le parecía casi una broma, “nalgas” o “culo” sonaban demasiado burdas y “pompas” parecía muy informal. Al final se decidió por “culo” y el feedback que recibió de la clase de escritura era que la palabra estaba fuera de lugar con el resto de su texto y por lo tanto, le restaba muchos puntos a la escritura pues sacaba al lector del mood ya construido.

Esto es justo lo que no quiero. La novela va muy avanzada, lo último que quiero es que mi lector encuentre este pasaje fuera de lugar y le quite puntos a su experiencia con la novela. Por ahora, terminando esta entrada aquí en el blog, continuaré escribiendo y les contaré la próxima semana qué tal me ha ido. Estoy suponiendo que este pasaje en particular requerirá varias revisiones y ya me hice a la idea de que, en cuanto termine el libro, tendré que volver a visitarlo. Lo importante será cuando alguien más lo lea y me dé su feedback. Estoy listo para escucharlo.

Estatus: 23 capítulos de 40

Fecha estimada de terminación: 14 de febrero (primer draft)